Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. 

2019 Diciembre - SE ACERCA LA NAVIDAD

León,  Adviento de 2019

           Queridos diocesanos:

            Se acerca la Navidad, “fiesta de gozo y de salvación” como la califica una de las oraciones del Misal. En esta época del año vengo dedicando la última carta pastoral de las que se publican en “Iglesia en León”, a glosar el acontecimiento que conmemoramos estos días guiándonos por la liturgia de la Iglesia y a felicitar a la entera comunidad diocesana. Pero esta vez y al margen de la breve carta pastoral quincenal, ya escrita y correspondiente a la próxima Navidad, deseo dirigirme a todos, hombres y mujeres, pequeños y mayores, en general.

Lo hago con gozo y esperanza, valores que brotan espontáneamente ante la inminencia de la celebración del Nacimiento del Señor, para recordaros a todos en el afecto y en la oración. Y para pedir la luz que viene al mundo con el amor de Dios, tanto para los que tenéis una dedicación pastoral concreta como para los que continuáis sirviendo y amando a la Iglesia desde el sosiego de la jubilación.

Para todos, absolutamente, pido y deseo que la celebración de estos días no os impida deteneros en silencio, con asombro y con profunda adoración, ante el Misterio de la Navidad del que dependen radicalmente la salvación del mundo y nuestra misma existencia sacerdotal.

Acerquémonos todos, confiadamente, al portal de Belén para contemplar al Verbo hecho carne y escuchar su gemido, lleno de ternura y de amor. Y pedir, por intercesión de la bienaventurada Virgen María y de su castísimo esposo san José, que el Señor bendiga a todos y haga cosas grandes cosas en su cuerpo que es la Iglesia, diocesana  y universal, porque una está en la otra y Él la quiere siempre joven, renovada, resplandeciente y misionera.

Al dirigirme especialmente a vosotros, como he indicado al principio, no me olvido de los demás fieles con los que formamos la comunidad diocesana. Todos somos la única Iglesia de Cristo, adornada y enriquecida con diversidad de dones y ministerios. Si hemos de tener alguna preferencia, como sabéis, esta ha de ser la que ha de tener cuenta a los pobres en sentido material y espiritual. Unos porque carecen de medios para subsistir o vivir dignamente, otros porque viven alejados de Dios, necesitados de perdón y de reconciliación.

Navidad no es una ficción ambiental ni la expresión de una utopía o de un mito relacionado con el invierno o la nieve, porque en buena parte del mundo se celebra en medio de un calor tropical. Navidad tampoco es el momento de las ilusiones y de los regalos. La verdadera Navidad es la que se vive en coherencia con su origen en el relato evangélico del nacimiento de Jesucristo, el Hijo de Dios que bajó de los cielos “y por obra y gracia del Espíritu Santo se encarnó de María, la Virgen, y se hizo hombre…”. ¡Dichosos los que crean esta verdad, la celebren con fe y amor y la compartan!

¡Felices Pascuas! ¡Feliz Navidad, la primera Pascua, la de Dios Padre “que tanto amó al mundo que entregó a su Unigénito”! (Jn 3,16)

+Julián, Obispo de León

Diócesis de León - Plaza de Regla, 7 - 24003 León (España)
Telf: 987 21 96 80 - Fax Secret.: 987 26 06 65

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. // administracionEsta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.